Packet-Radio


Radiopaquete

Esta es la modalidad "reina" de la CC.DD. para radioaficionados que, desde su aparición ha desplazado a las modalidades anteriores debido a sus mejores prestaciones. Este es un sistema de transmisión de datos, libre de errores y, respecto a los anteriores de "alta" velocidad, muy apto para transferir gran cantidad de datos.

Es más rápido que el CW o el RTTY a la máxima velocidad. Está libre de errores. Prevé las colisiones y pérdidas por cambios de propagación o interferencias. Permite la racionalización del espectro compartiendo canal o frecuencia muchas estaciones al mismo tiempo. Con la ventaja sobre el AMTOR que permite coexistir diversas transmisoras y diversas receptoras a la vez.

Contempla el uso en red por lo que, estaciones que no dispongan de enlace o condiciones entre sí, pueden contactar utilizando terceras como repetidoras. Permite la operación en "semi" y "full-duplex" y conexiones simples o múltiples, así como con la propia estación. Bajo costo de los materiales (modem, ordenador, etc.) necesarios.

La información transmitida va seccionada en "paquetes" de ahí su nombre. Cada paquete, además de la propia información añade datos sobre dirección, comprobación de errores y control. En la información sobre la dirección se incluyen los indicativos de le estación emisora y de la receptora, así como los de aquellas que, de haberlas, estén siendo utilizadas como repetidoras. Mediante la comprobación de errores, la receptora puede determinar si el paquete le llegó íntegramente. Mediante el control, sabe si algún paquete se ha perdido por el camino. Así, mediante la comprobación de integridad y el control, la receptora, caso de no recibir íntegramente todos y cada uno de los paquetes, pide a la transmisora su repetición.

Con este sistema se asegura que la información, si llega, está íntegra. Y permite que la operativa pueda ser totalmente desatendida (sin la presencia física del operador). De aquí que haya constituido una pequeña "revolución" en el mundo de las CC.DD. de radioaficionados y que en ella se hayan basado gran cantidad de herramientas y utilidades de apoyo a la propia actividad, sobretodo en sistemas colectivos de recepción, almacenaje y envío de información.

Los orígenes del radiopaquete se remontan a los años 70, cuando empezó a desarrollarse el protocolo AX.25, basado en el X.25 utilizado en redes telemáticas por cable. Debido al entorno diferente (comunicación por radio en vez de cable) y a su destino hubo que efectuar una notable adaptación. El primer contacto en radiopaquete tuvo lugar en Montreal (Canadá) el año 1.978. Fueron desarrollándose en plan experimental tanto el protocolo como, sobretodo el TNC (Terminal Node Controller), ingenio característico del radiopaquete que gestiona el protocolo y se enlaza con el modem y el ordenador. La idea del desarrollo del TNC nació en Vancouver de la mano del Vancouver Amateur Digital Communication Group (VADCG).

El desarrollo actual de la TNC parte de una conferencia en Tucson (EE.UU.) en el año 81, donde tuvo sus orígenes las asociación más prestigiosa en CC.DD. para radioaficionados Tucson Amateur Packet Radio (TAPR). A mediados del 82, Lyle Johnson, WA7GXD y Den Connors, KD2S, habían desarrollado bajo los auspicios de TAPR la TNC-1, que luego daría paso a la versión actual o TNC-2.

El AX.25 Amateur Packet-Radio Link Layer Protocol, Versión 2.0, fijado por Terry Fox WB4JFI, fue adoptado por la ARRL en octubre de 1984.

En enlaces terrestres, la operativa en HF se desarrolla generalmente a 300 baudios FSK, pero también hay cierta actividad a 1.200 baudios PSK. En VHF y superiores lo habitual es operar en FM a 1.200 baudios AFSK, o a 9.600 baudios FSK. En ciertas zonas del Norte de Europa como Alemania y Norteamérica se emplean velocidades superiores (de 19.200 a 64.000 baudios e incluso más). El problema, para alcanzar velocidades superiores a 9.600 baudios, reside en el ancho de banda permitido en los segmentos del espectro atribuidos a radioaficionados, con notables diferencias entre administraciones de un Estado a otro.

En enlaces con satélites se opera en las bandas de VHF y superiores, tanto en FM como en SSB, usando modulaciones muy diversas, aunque las más comunes son AFSK, PSK y BPSK.

Tal ha sido la aceptación en el colectivo, que hoy en día se cuenta con un gran número de usuarios y una red mundial que enlaza estaciones y hace circular mensajería e información entre puntos situados en las antípodas entre sí, en la que intervienen además estaciones especializadas en la función de servidores de radiopaquete (buzones) conocidas como PBBS o BBS (Packet Bulletin-Board System), repetidoras o mixtas (efectuando la doble función de buzón-repetidor), e incluso, satélites de radioaficionado especializados en estos menesteres. Ello ha obligado a las diferentes administraciones estatales, sobretodo en los países más avanzados, a publicar reglamentos específicos y/o a adaptar los existentes a los nuevos requerimientos.

A la par, un gran número de empresas, asociaciones y particulares han desarrollado productos y utilidades para esta modalidad. La investigación se ha dirigido a diversas facetas tales como:

  • Diseño y desarrollo de nuevos equipos, TNC y modems. (G3RUH, Baycom, etc.)
  • Investigación en nuevos sistemas de emisión (Espectro Expandido, etc.).
  • Utilidades informáticas. Destacaríamos la aparición del protocolo de transferencia binaria, YAPP (Yet, Another Packet Protocol) obra de WA7MBL, o los sistemas de servidores (W0RLI, MBL del citado WA7MBL, FBB de F6FBB, PacketCluster de Pavillion Software, etc.)
  • Desarrollo de sistemas repetidores (TheNet, G8BPQ, Rose, FlexNet, etc.)
  • Adaptación de los protocolos TCP/IP (JNOS, TNOS, etc.)
  • Sistema automático de información de posición (A.P.R.S.™).

Ello ha permitido que hoy en día existan al alcance de cualquier radioaficionado multitud de recursos para utilizar esta modalidad e ir aplicando las frecuentes innovaciones que se producen. Y se ha convertido en una herramienta de soporte casi imprescindible, para radioaficionados dedicados a otras modalidades.

Dado que la investigación prosigue, la inevitable evolución ha ocasionado que la ARRL (American Radio Relay League) y TAPR revisaran el protocolo AX.25 para adaptarlo a las nuevos requerimientos y establecer un nuevo estándar de compatibilidad mínima (nivel de enlace) entre todos los sistemas de radiopaquete, sin coartar la evolución ni la investigación. Esta revisión tuvo lugar en 1.996 fruto de los trabajos de NJ7P, N7LEM y N7OO y adoptó el nombre de Amateur Packet-Radio Link Layer Protocol V.2.2.

Si en VHF y superiores el radiopaquete, hoy por hoy, parece no tener rival, el resultado es diferente cuando se pretenden mayores velocidades en HF, donde las condiciones son mas complicadas. Las particularidades de las emisiones permitidas a las estaciones de radioaficionado, en lo referente al ancho de banda, potencias utilizables, etc. suponen además, un "handicap" importante. Es por ello que muchos radioaficionados diseñan e implementan nuevos modos de comunicación que intentan paliar esas limitaciones o sus efectos.

Sonido

Más documentación(eng)



Toni Planas, EA3DXR (Enero 2000)

Creative Commons License
Digigigrup-EA3 1989-2009 www.digigigrup.org
Aquesta obra está subjecta a una Llicència de Creative Commons.